Diferencia entre revisiones de «Anyo»

3162 bytes añadidos ,  hace 1 año
m (Bot: Migrating 152 interwiki links, now provided by Wikidata on d:q577 (translate me))
Un anyo se divide en dotze [[mes]]es, encara que tamién se puet considerar que se divide en quatre [[Estación|estacions]]. Os meses por un regular son formatos por 30 u 31 [[día]]s (menos o mes de [[febrero]], que nomás que en tiene 28 u 29 os anyos bisiestos) y as estacions son formatas alto u baixo por quatre meses, encara que bellos meses tienen os primers días en una estación y os zagueros en a siguient. Os meses de l'anyo son [[chinero]], [[febrero]], [[marzo]], [[abril]], [[mayo]], [[chunio]], [[chulio]], [[agosto]], [[setiembre]], [[octubre]], [[noviembre]] y [[aviento]]; as quatre estacions son [[primavera]], [[verano]], [[agüerro]] y [[hibierno]].
 
LA HISTORIA DEL AUTOBÚS TENEBROSO
== Veyer tamién ==
 
* [[Anyada]]
* Era un 14 de enero. Un día como otro cualquiera, a las 9:00 sonó la sirena. No lo sabíamos pero nos embarcábamos a nuestra tumba. Nos montamos en un autobús de gran tamaño que podía acoger a dos cursos de El Tomillar. Exactamente a 1º de la ESO y a 3º de la ESO. Justo esos dos cursos serían las víctimas. Nos dirigíamos hacia Santa Marta un pueblo entre Badajoz y Los Santos de Maimona. El conductor se llamaba “Eduardino”. Él parecía algo extraviado. No parecía saber conducir, sino que parecía saber matar. Primero se metió en un cruce que nos llevaba hacia Zafra. Luego se pasó de largo. Pero como dicen a la tercera va la vencida. Y entró al pueblo. Casi se choca contra una pared y atropella a una mujer. Aparcó a 20 metros de la parada. Tuvimos que ir andando hasta el museo, pero incluso en ese momento nos quería matar. Nos quitó las mochilas con nuestras pertenencias y nuestra comida, pero eso no sería lo que Eduardino comería sino que nos comería a nosotros. Al acabar en el museo fuimos hacia el autobús sin temor alguno. Fuimos a unas minas en las cuales aparcaría otra vez a 20 metros. Antes de llegar fuimos por unos caminos alejados de la sociedad y llenos de barro.¿Sería allí donde nos iba a enterrar? o ¿donde iba a comer? Era un gran misterio. Luego nos llevo al lugar donde ocurriría el crimen, pero nosotros no lo sabíamos. Subimos a un parque junto a una montaña. Vimos al lado tres caballos. Uno marrón, otro blanco y otro negro. Era la hora de comer, pero no era la de Eduardino. Él nos comería luego a nosotros. Todo el mundo estaba alegre sobretodo Eduardino. Era la hora de volver, o no. Nos montamos en el autobús, ahí tan felices. Quedaban dos minutos para la tragedia. El autobús se tambaleaba de un lado a otro de la estrecha carretera. Íbamos a llegar a la carretera cuando...¡PUM! El autobús se había caído en una fosa profunda, llena de piedras y arena. Los profesores nos pedían calma,¡pero era imposible! Ellos también estaban preocupados. Eduardino estaba triste. La jugada le había salido mal. Los profesores nos dijeron que nos fuéramos al parque, pero unos cuantos de nuestros compañeros se fueron a la montaña.(Al final podréis ver las entrevistas). Hubo muchas ideas, coger los caballos, hacer autostop, irse andando. Al final tuvieron que llamar a la compañía para que llevaran otro autobús. Llegó un conductor con unos kilitos de más. El otro conductor sacó el autobús en tres segundos no como Eduardino que estaba allí triste por su fracaso. Al final llegamos a casa sanos y salvos. La historia que acabo de contaros está basada en hechos reales, y lamentablemente Eduardino sigue matando niños día tras día. 1ª Entrevista: El entrevistador: ¿Qué fuisteis a hacer a la montaña? El entrevistado: A explorar el entorno El entrevistador: ¿Qué visteis desde allí arriba? El entrevistado: Vimos todo el terreno abierto El entrevistador: ¿Visteis algo en especial? El entrevistado: Un camión de bomberos El entrevistador: ¿Y qué estaban haciendo? El entrevistado: Iban hacia el autobús El entrevistador: Muchas gracias.
 
[[Categoría:Escalas de tiempo]]
Usuario anónimo